Cómo crear tu propia CTS si no recibes este beneficio

Todo empleador debe realizar a sus trabajadores el depósito de la Compensación por Tiempo de Servicio o CTS, el cual representa un beneficio económico  por el tiempo de servicio a la empresa. Sin embargo, aquellos trabajadores de microempresas o independientes no cuentan con este derecho. Si es tu caso, aquí te contamos como crear tu propia CTS si no recibes este beneficio.

La idea principal de este beneficio es que el empleado posea un respaldo económico en caso de necesidad o de desempleo. Pero si estas en el grupo que no recibe este beneficio, no debes preocuparte pues existen alternativas para crear tu propia CTS. Para ello, es necesario un plan de ahorro, que se puede comenzar separando un 10% de los ingresos recibidos al mes y colocarlos en un fondo de ahorro o inversión. Esto representaría un apoyo en caso de necesitarlo, o si sufres un despido podría tener este fondo para suplir los gastos mientras consigue un nuevo empleo. El depósito de la CTS se destina dos veces al año por un monto ligeramente mayor a la mitad del sueldo del empleado, lo que daría anualmente casi un sueldo de depósito. Una ayuda que puede ser crucial en un momento determinado. La clave del éxito para crear tu propia CTS, es la organización. Como todo plan de ahorro, la herramienta más importante es hacer un presupuesto concienzudamente, reduciendo los gastos innecesarios como las comidas afuera u ocio, que nos podrían dejar sin ese 10% que necesitamos ahorrar. Las CTS se depositan en la entidad financiera que prefiera el empleado, no necesariamente en un banco. Para tomar una buena decisión es pertinente analizar los beneficios que te ofrece cada una por acreditar tus CTS a ellos, evaluando cual ofrece el mejor interés. Pero para los que están generando su CTS a través de ahorros personales, las mejores opciones a considerar son aquellas que te ofrecen rentabilidades convenientes, como los depósitos a plazo fijo o las cajas financieras. Mientras mayor sea la tasa de interés, mejor es la opción, por esto se recomiendo considerar los depósitos a plazo, pues los intereses que generarán distan mucho de la baja rentabilidad de una cuenta de ahorros. Además de que, para que la rentabilidad sea certera es necesario mantener el dinero durante un tiempo estipulado, lo que evitará tentaciones. Como ya se mencionó el principal objetivo de las CTS es dar un respaldo en caso de desempleo. Sin embargo, es posible disponer de cierta cantidad del dinero depositado, establecido por la norma vigente de las CTS. Cuando el trabajador llega a la suma de cuatro sueldos mínimos, podrá disponer del excedente como depósito de su CTS a partir de allí. De manera que puedes hacer lo mismo. No dispongas del dinero sino hasta que llegues al tope establecido. Después de alcanzar tu meta de ahorro fijo, podrás disponer dos veces al año, tal cual una CTS normal, de tus excedentes y utilizarlos como desees, sin tocar el fondo fijo. Con un plan establecido y determinación podrás crear tu propio CTS aunque no recibas del beneficio. ¡Manos a la obra!

Deja un comentario